gtag('config', 'AW-593394396');

La inteligencia lógico-matemática está relacionada con la capacidad de resolver problemas matemáticos y de tener un razonamiento lógico, así como la rapidez con la que se llevan a cabo. Es decir, forma parte de nuestra manera de captar, usar la lógica y los números.

Hasta ahora, solo se ha vinculado esta inteligencia a los procesos matemáticos, pero su valor social es mucho más amplio, como por ejemplo reflexionar sobre el por qué de la vida, intentar analizar buscando información para luego comprender y entender con lógica los fenómenos que se producen en la vida. Por ello, es importante estimular la inteligencia lógico-matemática en edad infantil, ya que está relacionada con la adquisición de conocimientos básicos que son fundamentales en el desarrollo personal.

En Ludiland potenciamos el auto concepto y la autoestima para fortalecer la confianza en sí mismos y en los demás. Gracias a las actividades desarrolladas por nuestro equipo de profesionales, conseguimos establecer comunicación entre educador y alumno, creando un vínculo y una relación de confianza entre ambos.

matemáticas niños

Logramos estimular la inteligencia lógico-matemática permitiendo que el alumno se enfrente a tareas que le fuercen a usar los sentidos, la mente y creando actividades que se puedan efectuar a través del juego llevando a cabo procedimientos que les resulte más ameno y al mismo tiempo divertido.

Los niños y niñas que poseen esta inteligencia son aquellos que emplean de forma habitual los números en sus vidas cotidianas y utilizan la lógica adecuadamente para argumentar o dar opiniones. 

Al ser una inteligencia que se suele trabajar en las escuelas, nuestros centros se adaptan a las necesidades de cada alumno incluyendo propuestas de todo tipo, más innovadoras que en la escuela tradicional, para que cada uno de ellos sea capaz de integrar y asimilar esos aprendizajes de la mejor manera posible y que las actividades les resulten motivadoras. 

La inteligencia lógico-matemática se puede entrenar y trabajar aún cuando los números no sean su mayor potencial, es suficiente con que les guste y muestren interés en querer, sin dejar lugar al rechazo, algo que se empieza a proyectar a medida que van creciendo y que puede ser causado por el sistema impartido en la enseñanza de la escuela tradicional. Por ello, en Ludiland trabajamos de forma personalizada para que cada alumno se sienta cómodo, pueda sacar lo mejor de sí mismo y para que logren, de esta manera, desarrollar al máximo sus habilidades. 

¿Cómo trabajamos la inteligencia lógico-matemática en nuestros centros? Creemos en el juego como método de aprendizaje, para derribar posibles barreras de entrada frente a los niños:

actividades matematicas niños

Juegos de contar:

Con este juego pretendemos que los niños y niñas de edades más tempranas, cuenten objetos que tengan alrededor. Así lograremos que retengan en la mente el juego y que lo puedan practicar en cualquier momento.

Juegos de memorizar:

A través de estos juegos proponemos a los niños que memoricen, ya sean números, el entorno en el que se encuentran, etc. Después les ofrecemos premios a aquellos que lo consigan como elemento de motivación. Con este tipo de juegos conseguirán trabajar y jugar con la mente ordenando bien las ideas o recuerdos que puedan tener. 

Problemas matemáticos:

Desarrollamos problemas matemáticos ajustados a la edad de cada alumno, pensados para suponerle un reto y que esto les motive. Esta tarea estimula los procesos cognitivos, desarrolla la creatividad e imaginación. 

 

Completar puzles:

Mediante diferentes puzles, ajustados a la edad de cada alumno, trabajamos para que los niños sean capaces de resolver los problemas, a que tengan creatividad y paciencia, y aprenderán también a buscar la concentración.

 

inteligencia logico matematica

 

La mejor etapa de la vida para estimular la inteligencia lógico-matemática es en la niñez. Esto es porque es la edad en la que los conocimientos se captan de forma más sencilla. En Centros Ludiland desarrollamos actividades divertidas de manera que los pequeños puedan aprender mientras se divierten. 

Al tener en cuanta las diferentes necesidades de cada alumno y llegando de forma directa e individualizada a ellos, potenciamos una enseñanza que se adapta a sus propias necesidades, para que cada uno sea más consciente de sus habilidades obteniendo de esta forma resultados más significativos para que consigan desenvolverse mejor en su futuro. 

 

 

 

Pide información sobre Ludiland, ¡sin compromiso!

Si quieres saber más sobre Ludiland, escríbenos todas tus dudas, ¡estaremos encantados de resolverlas!

13 + 4 =